El restaurante de Italia más impresionante

El más impresionante restaurante de Italia se encuentra suspendido entre la tradición y lo que está de vanguardia, se encuentra casi mimetizado justo en la planta baja de un histórico edificio ubicado en Módena, frecuentemente es visitado por grandes inversionistas de Italia, como los son los inversionistas de casas coloniales El Collell, en donde se disfrutan numerosos campamentos de veranos al año, Módena es una pequeña ciudad de provincia que se extiende a unos 40 km de Bolonia, plácida como las desconocidas joyas en Italia central, en donde el tiempo parece haberse detenido entre palazzi de color ocre y un amarillo cálido.

Posee callejuelas peatonales, soportales, edificios como el ayuntamiento, bicis y la catedral medieval, en el cual se enfrentan en la plaza principal, la principal sede se encuentra en la calle número 22 de Stella, el cual fue un paradero para huéspedes y peregrinos del aledaño convento franciscano, este hermoso lugar luce una gran historia en su nombre “La Francescana”. Desde que esta abrió durante la época de los 90’s, este fabuloso restaurante se ha ampliado y ha debido apoderarse de locales contiguos: grissini y el horno para pan, el comedor para camareros y cocineros, la oficina, la bodega de los vinos, actualmente La Francescana es una especie de campus que posee varios anexos, los reconocimientos internacionales pudieran haber cogido desprevenido a su dueño, fundador, alma creativa y cocinero.

El fundador, Massimo Bottura, nació en Módena en el año 1962, es el último de los 5 hermanos, con un padre empresario y madre como ama de casa, Bottura hasta ahora es el único cocinero italiano dentro del top de los 50 mejores restaurantes del mundo, de acuerdo a los 800 jurados de la revista británica Restaurant Magazine, gracias a ello este fabuloso restaurante se posiciona en el 6to lugar en la lista del año 2016, sumando 7 posiciones en comparación con el año pasado.

“En este lugar se encuentra la cocina italiana actual”- destacan todos aquellos que le han concedido el premio, esto es el resultado de la perseverancia y amor por la cocina, La Francescana posee un laboratorio, experimentación curiosas y sin treguas, luego de superar su umbral de innovación y tradición este lugar se ha convertido en una moneda de doble cara ideal para cualquier momento especial. “La cocina es un poco pequeña”- comenta Bottura como especie de excusa, mientras que al mismo tiempo se pone su chaqueta blanca, saluda con palmadas y hace bromas a sus jóvenes colaboradores, mostrándose como un trabaja un jefe jocoso.

“Para poder hacer cocina de vanguardia, se debe conocerlo todo y olvidarlo todo”- comenta Bottura, la tradición ha llegado a ser considerada como tal porque desde el momento en que nació, fijó un sistema de recetas impecables perfectas “Es imposible olvidar de donde vengo, esta es la tierra del buen comer: la pasta rellena, los tortellini, mortadela, queso parmesano, vinagre balsámico y los caldos, así que mi restaurante tiene una visión del pasado con cierto cambio en el presente”, sin duda este pensamiento es lo que le ha dado a Bottura el éxito que posee su majestuoso restaurante.

You may also like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *